ERMITA DE SAN PEDRO


«En el siglo XVI había en Noja cuatro ermitas: la de San Pedro situada en una pequeña isla frente a la playa de Ris, San Juan en el barrio de Ris, San Nicolás en el barrio de El Brusco, junto a la playa de Tregandín y Santa Catalina en el barrio de Helgueras, donde únicamente permanece su recuerdo en el nombre de una urbanización. De ninguna de ellas se conservan sus imágenes, aunque sabemos que las de las ermitas de Santa Catalina y de San Nicolás fueron trasladadas a la iglesia parroquial, tal y como quedó anotado en el diccionario de Pacual Madoz a mediados del siglo XIX. En el Archivo Parroquial de Noja también aparecen citadas posteriormente las ermitas de San Sebastián y de San Andrés, actualmente desaparecidas.

En un pequeño islote, situado a cien metros de la costa, aún se mantienen en pie las paredes y techumbre de una ermita dedicada a San Pedro ad Víncula en la que se celebraba una romería el 1 de agosto, pasando los fieles a San Pedruco en las barcas que el Ayuntamiento ponía a su disposición. En San Pedruco, que es como habitualmente se conoce a esta isla, se custodiaba la imagen de San Pedro ad Víncula –San Pedro atado con cadenas-, a quien los naturales sacaban en procesión por las calles de la villa y le hacían rogativas y novenas cuando las lluvias escaseaban o cuando eran excesivas, siempre vinculada su salida con los fenómenos meteorológicos.

Se trata de una pequeña edificación con una capilla mayor de planta cuadrada, y una nave de planta rectangular de menor altura, hoy con cubierta elíptica. La capilla mayor tenía un alzado clasicista, con una marcada faja sirviendo a modo de línea de imposta en el interior, dando paso a una bóveda que hoy parece muy reformada. La nave es muy sencilla y en lugar de presentar al interior los muros en vertical, se optó por realizar unos muros elípticos, seguramente para que el edificio pudiera hacer frente mejor a los temporales, debido a su situación tan expuesta

Descripción contenida en la Resolución de 28 de mayo de 2003, por la que se incluye en el Inventario General del Patrimonio Cultural de Cantabria, como Bien Inventariado, la Ermita de San Pedro, en la Isla de San Pedruco, Ayuntamiento de Noja.

 
cerrar